Archivo para Poesía

ACROSTICO EN TRES SUITES SIMULTÁNEAS, SOBRE EL CINCUENTENARIO DE LAS ESCUELAS LINCOLN-MARTI, CREADAS POR DEMETRIO PEREZ JUNIOR

Posted in ANIVERDIARIOS with tags , , , , , , , , , , , on 9 enero 2019 by josancaballero

Por JOSAN CABALLERO.

(Suite de Acrósticos Ciudadanos)

En saludo a la nueva Parada Martiana, de este 28 de enero del 2019…

ESCUELAS LINCOLN-MARTI, DE DEMETRIO PEREZ JUNIOR

(Primera Suite Acróstica)

Entre un crisol de naciones,

Se erige, cual ministerio,

Corazón del magisterio

Universal, que antepone

El saber, mientras propone

Libertad para ganarse

Almas, que buscan forjarse,

Sobre un imperio de sillas

 

Libres:!Cuánta maravilla

Insta a todos a posarse!

Niños liban la colmena,

Cual abejas entre libros:

Obreros, “con que equilibro

Luces, que erizan antenas

Nacientes: Mi mente plena

 

Madura por ejercicio,

Asumiendo, que el servicio

Real la vida renueva,

Tallando espíritus: Leva

Ideales, nunca vicios”:

Destino de gran auspicio

Empodera a nuevos hombres,

 

Defendiendo con sus nombres

El cese de los prejuicios:

Metas que dan beneficios,

En un pueblo de prohombres,

Techado por los pronombres

Resultantes en mil juicios:

Incalculables resquicios

Ordenan el crecimiento,

 

Para unir sus elementos,

En torno a los frontispicios:

Rescatando precipicios,

Entre abismos sin acento:

Zánganos, que suben lento,

 

Jamás rondan, ni hay hospicios:

Unidos, cual los novicios,

Nobles de espíritu atento

Intentan, con franco aliento,

Ondear dos banderas juntas,

Rememorando, cual yunta,

dos países y un momento:

Dos países, con sus hombres

y apellidos, en sus aulas,

viendo “LaRue”  con “Paula”,

en una causa que nombre

la educación de prohombres,

con un corazón a prueba

de libertades, que muevan

sustantivos con renombre,

cuyos nombres den y asombren

el universo que elevan.

 

Lincoln y Martí comprueban

su lealtad y patriotismo;

con valentía y civismo,

más todo lo que conllevan:

Nacionalismo, con pruebas

fehacientes de bondad:

Alma plena, humanidad,

demostraron estos hombres,

que izaron altos sus nombres,

entre patria y libertad.

LAS ESCUELAS LINCOLN-MARTI, ESCUDO LIBRE DEL SUR DE LA FLORIDA

(Segunda Suite Acróstica)

La luz de un alma sincera

Amanece, si se esparce

Su ideario, al elevarse

 

En su patria sin fronteras:

Salvando la primavera,

Cuando crea, porque siente

Única su gran simiente,

En país de dos orillas,

Liberando con cartillas

A la flor del continente:

Sobresale un contingente

 

Libre en aulas, cuya fe

Idealiza lo que ve

Nacer del cielo o la mente,

Cuidando que inteligentes

Obren a favor de quienes

Legalicen los andenes:

Nadie es culpable, si emigra:

 

Mientras otros lo denigran,

A pesar, no lo condenes:

Revoluciona las sienes

Traer saber con propuestas,

Inspirando mil respuestas,

En medio de los vaivenes

Superlativos, que tiene

Considerar la enseñanza

Una proeza de alianzas,

Dominadas por los bienes:

Ordena pensar quien viene

 

Levitando con “Paradas”:

Irradia Martí en tonadas

Benditas: Lincoln sostiene

Recios valores: Contienen

Exilio entre marejadas:

Donan su amor en cascadas

Escolares, cuya infancia

Lleva consigo las ansias

 

Soberanas, cual llamada

Universal, resonancia:

Retrato de letra intensa:

 

Decano de nuestra prensa,

Enamora tu elegancia:

 

Líder LIBRE de arrogancia,

Argumenta tu propensa

 

Felicidad con ganancias:

LINCOLN-MARTI, tu bonanza

Ondea en todos, inmensa:

Reconcilia quien avanza:

Inmortal es tu confianza,

Dador de escuelas que piensan,

Abiertas a la esperanza.

 

SEMBLANZA EN VERSO DE SU ESCUELA Y SEMANARIO

(Tercera Suite sin Acróstico)

 

LINCOLN-MARTI trae el nombre

izado por sus raíces:

Senda de sendos países

nos ensalma con sus hombres,

sembrados como pronombres

posesivos de esta historia,

donde triunfa la memoria,

si una infancia nos predice

ecuménicos matices,

que aseguran trayectoria,

por digna convocatoria,

cuando un hombre las bendice,

frente al umbral de matrices

hispanas, para dar gloria

y bienestar: !Qué victoria

descrita sin oratorias,

sino con ejecutoria

magisterial, cuya noria

ya fundó generaciones,

entre el crisol de naciones,

que vinieron a quedarse,

para luego perpetuarse

a esta tierra, donde exponen

arcoíris a montones,

y estrellas al pabellón

de la patria, que es un don,

si multiplica a sus seres

humanos, no cual enseres,

sino como venas vivas,

que corren, mientras activan

poderíos y quereres,

pues “al país donde fueres,

debes hacer lo que vieres”:

 

LINCOLN-MARTI  trae escuelas

de infinita democracia,

donde vocación y gracia

dejan su humilde secuela;

y el saber es una estela,

que se riega por instancias:

 

Escuelas, donde la estancia

educativa es ganancia:

La moral cristiana escancia

el corazón, con sustancia:

Encanta la vigilancia

de un plantel, en concordancia;

evitando discrepancias

y arreglos, por conchupancia:

 

Escuelas que nos revelan

la virtud de un fundador,

que puso América en flor,

destinando instituciones,

para que asuman misiones

educativas de amor,

pues el saber siempre aporta,

y a mil mundos nos transporta:

El saber es una torta

de infinitos ingredientes,

y todos son suficientes,

para completar sin cortas

etapas:  Nos reconforta

aprender, cual vena aorta,

que nos colma de repente,

pero enseguida el torrente

se convierte en nueva almena,

para expandir la colmena

de nuestra alma intransigente:

 

El saber es alacena,

que nos suministra a todos:

Alimenta en muchos modos

espíritu y mente plenas:

Juego y saber son la cena

de aquel que juega en la vida:

El saber es gran comida:

La vida es hambre que llena:

LINCOLN-MARTI es agua mansa,

que corre entre remembranzas,

con dos líderes a ultranza

de países, cuyas lanzas

se fundieron a la organza

de Quijote y Sancho Panza:

 

LINCOLN-MARTI es añoranza

de pueblos con gran pujanza,

estrenando las alianzas,

que nos libren de asechanzas,

para ganar más confianza

y producir las finanzas

de países con bonanza.

LINCOLN-MARTI da razones

más que suficientes, para

preponderar lo que ampara,

en aulas y corazones:

Ni castigos o perdones;

sólo su amor se compara,

con los hechos que declara,

al alimentar millones

de niños, con laudatoria

formación de juventudes,

que amplían sus aptitudes,

vocaciones y memoria:

 

Tutorial su meritoria

enseñanza al nuevo suelo,

revelando el gran anhelo,

de profunda indagatoria,

que se riega por sus dorias

escuelas, como si el cielo

desbordara caramelos,

cual estrellas con euforia,

de una niñez que hace historia

reciente, pues corre velos,

asegurándose un vuelo

de intelectos a la gloria:

Gloria que siembra memorias:

Memorias que traen versos:

Versos creando diversos

emblemas y trayectorias:

Trayectorias con euforias

de una infancia traslaticia,

formada con gran pericia,

bajo el signo de dos grandes

genios de aquí a Los Andes

(cordillera de justicia),

que adelantaron noticias,

por Dakota y Colorado,

para unir a más estados,

desde el Norte al horizonte:

 

Cuatro rostros dan al Monte

Rushmore el sello ideal

a una historia sin final

(de epopeya y monumento),

donde esculpir mil momentos,

por un Lincoln, que es Martí,

perpetuando el frenesí

de hermanar dos continentes;

cuando Demetrio, consciente,

nos postula sus semillas,

que serán la maravilla

de este mundo intransigente:

El espíritu del hombre

corre cual las cordilleras:

Mana por dentro; y por fuera

miras sólo carne y nombre:

El alma, acaso te asombre,

es parte de un ingrediente

interior, cual contingente

de tierras, que marchan juntas,

aunque sólo veas las puntas

del “iceberg” más imponente:

 

Las montañas son iguales,

que los hombres y las razas,

mientras cientos de amenazas

coartan sus ideales:

El saber abre panales

de luz a los estudiantes,

quienes crecen expectantes,

sin plegamientos, ni fallas,

superando mil batallas,

con un mundo por delante:

Sierra Maestra es presente

de un porvenir, que pudiera

reunir más cordilleras,

con el alma de insurgentes

héroes: Sangre valiente

que despierta en derredor,

para asumir el clamor

de nuestros pueblos hispanos:

Dos continentes de hermanos

inmigrantes del dolor:

El dolor que mana a un hijo,

cual el agua de una fuente:

No se corta de repente,

ni abandona su escondrijo,

sino fluye, en amasijo,

al vientre de un nuevo suelo,

logrando crear anhelos

de alegría y esperanza,

cuando ganan la confianza,

liberada en otro cielo:

 

LINCOLN-MARTI es desvelo

de un hombre por su nación,

que ha visto la inmigración,

como un reto de gran celo,

para fundar con gemelos

líderes su profesión

de educador: Condición

ejemplar, que lo agiganta,

pues, por su gente, levanta

la nueva generación:

LINCOLN-MARTI es sustento

de enseñanza floridana:

Es la entrada más lozana

a un universo de aumento,

que nutre los filamentos

de una niñez que se afana,

en devorar tan temprana

sabiduría; y se crece,

velando los intereses

de esta patria, con más ganas:

 

No hay empeño o tradición

exenta de seguidores:

Escuelas y educadores

enriquecen el portón

de Demetrio, no el patrón,

sino el padre de una infancia

para la patria: Constancia

de una entrega ciudadana

a los hombres del mañana,

que ya tienen quien los libre,

y aquilate los calibres

de su alma soberana:

Tres variantes hemos visto

a tema tan trascendente,

para que tengan presente

la gloria de un plantel mixto,

que no es “piensan, luego existo”,

sino tarea paciente

de un forjador de simientes,

que trajo a LINCOLN-MARTI

la magia del colibrí,

floreciendo continentes:

 

Se desborda la creciente

magia de un educador,

como Demetrio: Labor

que no tiene precedentes

en esta tierra, pendiente

de cambios, para creer

en la esencia de un poder

más grande que cualquier otro:

Es la fuerza del “Nosotros”,

con la del “Sí Puede Ser”:

Es el precio de tener

el corazón a dos aguas,

pensando que una piragua

(tren o bestia, pies o ser),

nos lleva a reconocer

que el destino es más que tierra:

Porción de alma que encierra

el amor y el dolor juntos,

hasta centrar, en un punto,

lo que te exilia o destierra:

 

“Vivir mejor” no hace guerras,

ni emigrar es algo insano,

pues al “Sueño Americano”

cualquier humano se aferra:

Y cuando llega se aterra

de este mundo dividido,

donde “dreamers” y partidos

demoran en aprender,

que las castas del poder

nunca mudan sus tejidos:

Por eso, Demetrio viene

a cambiar reglas del juego,

dejando a un lado su ego,

y, además, hasta sus bienes,

para limar los desdenes

de sistemas carcomidos,

que desplazan de sus nidos

niños, padres de familia;

cuyas madres reconcilian,

con finanzas lo perdido:

 

Una conquista excelente

premia a hombres y mujeres,

con sus hijos, en deberes

y notas sobresalientes:

LINCOLN-MARTI es recipiente,

que contiene el mayorazgo

de Demetrio: Liderazgo

extendido a La Florida,

cual diadema desprendida,

en infinitos hallazgos:

Por la fuerza del saber,

festejado con escuelas,

el amor que nos consuela

es ver más hijos crecer,

y a esta tierra trascender

lo que Demetrio ha legado,

con LINCOLN-MARTI a su lado,

como prueba de respeto

a un país, que es su amuleto,

y lo mejor conquistado…

CONTINUARA…

(Suite de Cierre)

 

Continuará, porque todo

avanza en LINCOLN-MARTI,

al ritmo de aquel mambí,

que titaneara, a su modo,

las batallas, codo a codo,

para que la patria expuesta

recibiera manifiesta

libertad, como quien quita

su dolor, y deposita

bondades, entre respuestas.

Respuestas para una infancia,

que ha sido pilar y coro,

por Martí, en LA EDAD DE ORO,

y con Lincoln, en su instancia

de Presidente: Ganancia

que Demetrio continúa,

cual si moviera una grúa,

con su “staff” de educadores,

para extirpar los errores,

que se plantan, como púas.

Todo cierre deja ilesas

piezas, que jamás culminan,

pues LINCOLN-MARTI examina

su porvenir, como empresa:

Sus graduados crean la mesa,

donde el saber que se imparte

no se divide: Comparten

sus porciones similares,

cuidando que, al ser iguales,

divulguen, mientras reparten.

Es sistema educativo

lo que Demetrio conserva:

Su magnífica reserva

tiene el calificativo

de un programa evolutivo,

que LINCOLN-MARTI se empeña

en mostrar, cuanto se enseña,

pues sus virtudes radican,

en demostrar lo que explican,

al tiempo que desempeñan.

Desempeño, que es honesto,

franco, humilde y entregado:

Tan fantástico legado

nos pone de manifiesto

al Demetrio más enhiesto,

que nadie haya calculado:

LINCOLN-MARTI es consulado,

además de escuela abierta:

Su “Babel” bilingüe  acierta,

en programas combinados.

Cual escuela del futuro,

es LINCOLN-MARTI potencia,

que desborda sus esencias,

sobre la infancia: Seguro

de enseñanza y arte puros,

si Demetrio puso alas

a La Florida: Qué gala

festeja la ceremonia

de LINCOLN-MARTI: Gorgonia

que reinventa, cuando instala

más escuelas, y regala

el Saber, sin parsimonia…

José Antonio Gutiérrez Caballero

8 de enero del 2015 – 8 de enero del 2019.

Miami, 09 de enero del 2019.

Anuncios

AFILIACCIONES DE UNA DAMA-PAPALOTE

Posted in A VUELO DE PÁJARO, ACROSTICARIO with tags , , , , on 28 diciembre 2018 by josancaballero

Por Josan Caballero.

(Acróstico para mi amiga Vivian Assef Uribazo,

en su tránsito de maleta a papalote)

ANIMAD-VERSIONES DE UNA SEÑORA PAPALOTE

Ve a la isla, sin prisa, señora Papalote,

Inventándote rumbos, para amar tu familia:

Vuela, a bolina, ya, arrópate y concilia,

Ir con tu corazón a ras de sus mogotes,

Alunando cariños, entre tus monigotes,

Nacidos para darte, felicidad a lingotes:

Alma agridulce vas, cuajada por vigilias,

Suspendida a una luz, que no se reconcilia,

Surfeando tus modales, cual si fueran islotes;

Empinando tu sed de Dama-Papalote:

Fortaleza fecunda, que por días te exilia,

Usurpando un amor, que cae, en tu rebote,

Restándole maletas, al dolor, en tus trotes,

Insegura de estar en el país, que afilia

Bombones-pesadillas, como si fueran sueños,

Armados de sabores, que jamás te hacen dueño:

Zoológico de almas, que semejan familias:

Oh, mujer, con tus alas cortadas, y en vigilia,

       subiendo, hasta vivir la cima, sin empeños,

       de un bienestar en caos, que nadie reconcilia.

José Antonio Gutiérrez Caballero

Miami, 29 de septiembre del 2018.

Miami, 28 de diciembre del 2018:

Día de los Santos Inocentes!

LA CUERDA DEL EQUILIBRISTA

Posted in A VUELO DE PÁJARO with tags , , , , , on 16 noviembre 2018 by josancaballero

Por JOSAN CABALLERO.

(Soneto por los derechos humanos del Artista)

EL POETA ES UN CUERDO EQUILIBRISTA

Puede colgar su afán equilibrista

el hombre, que hoy arriesga todo el hilo,

o amarra tiempo y mano a su pie en vilo:

Cuerda de asegurarse la conquista.

Pueden pensar al hombre un alquimista,

pues supo que el sendero es casi un filo,

a punto de caer en su sigilo,

para que nazca de él un altruista.

Ese hombre reconforta permanencia:

la otra cuerda, en su extremo progresista.

Voluntad a su tiempo es hilo-esencia,

no la “chorda” del Kafka surrealista.

Ese hombre ya es feliz con su tenencia:

Ese hombre, en su cuerda, es un artista.

José Antonio Gutiérrez Caballero.

Miami, 15 de noviembre del 2018.

COLUMBUS DAY VS MES DE LA HERENCIA HISPANA: HOY Y SIEMPRE PARA COLMO…

Posted in ACROSTICARIO, ANIVERDIARIOS, AVATARSERES with tags , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , on 12 octubre 2018 by josancaballero

(Acróstico de Profundas Controversias y Revelaciones)

Por JOSAN CABALLERO.

LA VERDAD DE LA (INCO)HERENCIA HISPANA

Controversial ha sido la historia de Colón:

Origen apañado, por tantos intereses:

Levó su realidad a un arco, que enriquece

Urgencias de poder y “colonización”,

Mezcladas al saqueo y la depredación:

Baratijas pintadas en España, con creces,

Unicamente por sumar panes y peces,

Salvando sus mentiras, con toques de extinción:

Duro ha sido creer, que fuera genovés,

Aunque éste lo dijera; ni tampoco francés:

Yema fue en Alentejo, su “Cuba”, en portugués:

Volaron las preguntas y su reputación,

Sobre un orbe sellado por la (in)satisfacción

Mezquina de este espía, con sobreprotección:

Eran años tan sórdidos, que condensaron meses:

Salvador fue Fernándes, trocando cuantas eses

Dieran su salto a Zarco, en la Castilla, que se

Enamoró de un sueño real de portugueses,

Legado por Cristóbal Colón, con intereses,

A cambio de ganar realeza y distinción:

Honestidad no era moneda de esos días:

Entonces se ignoraba su don de doble espía:

Reinaría por viajes, el Colón navegante:

Entraría a la historia, como el Gran Almirante:

Negando la verdad de su origen tunante:

Cateros y Templarios traían inquietante

Incitación al “mal”, pues el “bien” se iba errante

Al mar, con carabelas, en tríada campante:

Hostigaron la cruz de los reyes, al son

Incansable de un hombre, cuya destinación

Sugería riquezas y conmiseración,

Para un mundo que era comprado con tratados:

Argucias y espionajes no se hicieron a un lado:

Nuevo Mundo “creado” por Colón, con campanas,

A punto de ganar su “membresía hispana”:

Hartos estamos ya del noble cabecilla,

Orando por debajo Tratado Tordesillas:

Yunta de dos coronas, que le valió la silla

Yuxtapuesta a dos reinos rivales, y en rencillas,

Sólo por territorios: “Colonias”, a hurtadillas:

Ingenio de un espía navegante, que ensilla,

En los Reyes Católicos su potro de mirilla:

Muestra su inteligencia, y hasta doble barbilla,

Para atar su bolsillo al trono de Castilla,

Remando con buen viento a las aguas de “Cuba”:

Ermita, que fue “Juana”, cual cuervo con las uvas:

Paraíso perdido, cuyo poder se entuba

A la postre, de España, del mar y sus costillas:

Razón que denostamos, pues, si alguien lo pilla

Antes, podía sacar al truhán sus casillas,

Cual secreto a voces, que el tiempo le encasquilla,

Ondulando como una mentira de escobilla:

Lejos, cerca, y a ras de estas noventa millas,

Modulan la verdad, cual un barco a su quilla,

Oteando, sin obviar: “Tal palo, tal astilla”:

Esa es una verdad de (inco)herencia hispana,

que guía la existencia, cual una pena vana,

porque nos exponemos, sin romper las campanas,

que nos colonizan, más tarde, que temprana,

la mente y la conciencia, como también las ganas

de cambiar todo, aunque el poder siempre ufana…

José Antonio Gutiérrez Caballero

Miami, 12 de octubre del 2018.

Ver además en JosanCaballero’s Blog:

  • MAS-CARAS del Almirante Cristóbal Colón
  • COLUMBUS DAY: EL VERDADERO ORIGEN DE CRISTOBAL COLON Y LOS COSTOS DE LA HISPANIDAD
  • Hemos sido conquistados nuevamente, bajo los signos de la traición y el espionaje: CUBA, HEREDERA DE LAS MENTIRAS DE COLÓN
  • El gran negocio del “Columbus Day” y la mentira conveniente de la Hispanidad
  • La Hispanidad tiene un tinte portugués

 

UNA VISION QUE ES COSA SERIA

Posted in POEMAS DE CABECERA with tags , , , , , , , , , , on 2 octubre 2018 by josancaballero

Por JOSAN CABALLERO.

(Segunda parte de un poema, 38 años después)

LA EDAD DEL LOCO ES UNA COSA SERIA

Dicen que nunca

segundas partes fueron buenas

mas mi visión podría ser hoy

más que una cosa seria.

A los veinte parecía mucho más

que eso y hasta remontaba

el destino cual un gato fino

que apenas salía del tibor

con sus siete vidas intactas

a punto de estallar en plenitud.

Lo que parecía cosa seria

a los veinte me permitió

renovar mi rama fresca

pues quería sitiar la primavera

pero ella siempre

se salió con la suya

y nos dejaba en medio de la calle

con nuestra ciudad a cuestas.

A fin de cuentas la familia nos bastaba

aunque nunca sobraba cómo armarnos

pero sí para almarnos de una vez

y por todos

con la primavera caminándonos

de la piel a los ojos.

A los veinte por ser

la cosa ya tan seria

me iba enamorando

de las palabras con su música

y las quería acosar entre las ramas

de un árbol que trataba

de encontrar su madurez

en realidad frondosa

dentro del terreno más

baldío del país

con un río reseco

donde no escampaba nunca.

Tenía muchas cosas por decir

pero se agolpaban tanto

que no me dejaban respirar

sino gritar de vez en cuando

mientras el miedo y mi padre

agotaban mis ganas de sobresalir.

Sólo podía improvisar

con algo de otras musas

porque la mía era

verdaderamente otra música

difícil de atraer o interpretar

ante los bullicios de una ciudad tan muda

que mudaba sus consignas

como a sus hijos de memoria.

Lo único bueno que hizo la ciudad

fue guarecernos en el nosotros

para luego dilapidar las conciencias

y las individualidades:

Unas más que otras

pues siempre hubo alguien

que no pensaba ser

más que ninguno

además de la suma de sus partes

pero se negaba a ser uno más

en medio de aquella cosa seria.

A los veintisiete ya no era

la cosa tan seria pero

seguía pintándose como tal.

Bienvenida la edad de la avispa

que era como ir

picando nuestra felicidad

en cualquier parte

hasta sumarnos a la equidad creciente

que nunca nos servía para nada

salvo en señalarnos cual rival.

A los cincuenta y cuatro se hacía la cosa

mucho más seria sin saberlo:

La edad de las flores y del sueño

en medio de aquella pesadilla grupal

nos hizo transitar la vida

a la mitad del tiempo

reconociendo un tanto

el corazón de las cosas

cuando desconocieron

las cosas de nuestro corazón.

Los amores transitaban

mas no eran para uno en singular.

Y eso sí que se hizo

una cosa muy seria

para el menos común de los mortales

que atravesaban sin saber

por la ciudad desmedida.

El viaje no era más corto ni más largo

pero a menudo se hizo intransitable

y mucho más feroz.

El corazón deambulaba

sin estacionarse pues había

puras estaciones de contaminación.

Aún no existían marcapasos

pero teníamos que cuidarnos

de la conjugación

de verbos con saliva

y hasta de la precipitación.

A los cincuenta y nueve la seriedad existe

pero ya no es la gran cosa

sino que se presenta

en estado de suprema locura.

La ciudad es hoy un manicomio

con las puertas abiertas

y permanecemos descubiertos

por múltiples manías:

Los ángeles copulan con

demonios escondidos más allá

del pabellón donde hay insignias

que no caducarán

pues les conviene

asegurarnos su demencia.

La vida se ha vuelto impostergable

mientras la enfermedad de vivir

hay que curarla a diario

ya que mañana puede

no ser el día de salir o de-volver.

Somos locos que vivimos de memoria

más que de recuerdos intransitables:

La cordura es también parte

de nuestra alucinación;

Caminamos adelante

con la mirada atrás como anteayer

porque ya no pensamos

en la seriedad de esta vida

sino en el más allá

que está muy cerca de nosotros:

Tampoco nos atamos

al bien o al mal

que es uno solo

mirándonos

viendo qué hacemos con él

mientras él hace por nosotros

y además con nosotros.

A los cincuenta y nueve qué locura:

La demencia como la riqueza

están repartidas

en partes desiguales

sin necesidad de armonía.

El bienestar existe

menos que la pobreza.

Los seres humanos no

lo somos tanto

pero exigimos nuestra

cuota diaria de derechos humanos.

Nuestro cincuenta y nueve

va acercándose

cada vez más a un serio

revés con su derecho:

Con qué derecho o izquierdo

queremos arribar

a nuestro sesenta y nueve aniversario

si aún no sabemos que

fuimos bendecidos

desde nuestra niñez en pubertad.

Nuestro libre albedrío

en qué nos convirtió o convertirá.

Qué número de qué charada

será nuestro símbolo realmente.

Cuántos números nos sobrevendrán

porque esta realidad es una suma

de cifras incoherentes

y nosotros vamos por ningún lado

con números aparentes:

Personas que sobreviven dislocadas

en esta insuperable enfermedad

que es el vivir

saldando cuentas para nada

viviendo para sobremorir

pues al fin y al cabo no sabemos

la seriedad de morir como vivir:

Si fuimos subidos a bordo

por nosotros mismos

o somos aquellos que debemos bajar

sin haber sido aún bienvenidos

a la mitad de un mal

que es nuestro bien

sin viceversa.

En el más dislocado

naufragio de mi vida

sin barcos de papel que me conduzcan

al otro lado de mi sobrevida

estoy mirando que el delante

jamás me lleva al frente

pero hay que ser optimista

con la mirada atrás

–sin retroceso

ni para tomar impulso—

pues podemos caernos

sin haber llegado

al destino que creimos merecer.

A los cincuenta y nueve la ciudad

es más que un manicomio

con las puertas abiertas

en donde nadie entra o sale

si no cambia sus camisas de fuerza

porque la vida es una seria astucia

que hay que aprender a vivir

mientras maduramos

los huesos del alma

para levantarnos

o vencernos de la intimidación

pues al parecer los seres

humanos no estamos

preparados para merecer

esta cosa tan seria que es la vida

sin saber que puede

llegar a ser para nosotros

los inefables pecadores

de este ambulante manicomio

que dice ser una ciudad

cuando a menudo se transforma

en un implacable infierno terrenal

entre puertas abiertas

con el deficiente beneficio

de un desconocido purgatorio

o la inmerecida resurrección

que jamás nos convoca.

Miami, 27 de septiembre del 2018

José Antonio Gutiérrez Caballero.

LA RAMA FRESCA

(Primera Parte del poema 38 años antes)

I

A los veinte –parece cosa seria-

ya estoy asomando las narices

donde no me llaman

y sigo el rastro y el fruto

de este tiempo sigo

al árbol que se descubre

en cada amanecer de mi país

con sus avisos   equilibrando

la tierra que se inclina

para dejarnos pasar

con sueños arropados

de violencias y dulzuras.

A los veinte la primavera

detiene su mirada

para contemplarnos

y continuar el aroma de los parques

y la veo pasar vertiginosa

y no le digo nada y tira

globos de colores al aire

sonrisas y gorriones caen

como si un puñado de vidrios

vinieran a traernos la suerte

y la sombra y la esperanza

para estos breves compases de reloj

donde todo es terrible y exacto

y no sabemos

quién venga a buscarnos

o qué habremos de encontrar.

Primavera llega y se desnuda

anunciando que está de nuevo

entre nosotros y sonríe:

No la dejo escapar porque no sabe

cuánto la necesito

para abrirme paso en la palabra

fundir mis rayos al poema

durar como el relámpago:

Segundo y nada más.

II

A los veinte –parece cosa seria-

me veo antologado en hojas húmedas

de gustos y disgustos de la gente

acaparando el dolor de los demás

golpeando mi dolor con el de otros.

A los veinte mi vida

-pedazo de universo-

saca a diario matices:

Un satélite amando

y desamando:

Armando y desarmando como todos:

Pincel que pierde virtudes

y vuelve chamuscado el lienzo

sin dañarme la sombra

que peca de infeliz

porque el amor como el dolor

van dentro.

Cuando no estoy asombrado estoy ausente.

Ciudad de La Habana, Cuba,

27 de septiembre de 1979.

Del poemario ROMPECABEZAS,

escrito entre 1971-1979,

y aprobado para ser impreso en 1979,

por la Editorial Letras Cubanas,

en su colección Poesía,

cuya edición comenzó en 1984,

y terminó de imprimirse en junio de 1993.

Miami, 2 de octubre del 2018.